Se abre a consulta pública el documento de la segunda fase, previo al definitivo plan de gestión de riesgos de inundación.

La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir ha iniciado el proceso de consulta pública de la revisión y actualización de los mapas de peligrosidad y riesgo de inundación de la Demarcación Hidrográfica del Guadalquivir. Se trata del segundo documento, previo al definitivo plan de gestión de riesgos de inundación. Durante un plazo de tres meses, es decir, hasta el 4 de noviembre de 2019, los actores interesados podrán formular las aportaciones y cuantas observaciones y sugerencias que se estimen convenientes dirigidas al organismo de cuenca. Feragua, evaluará y analizará dichos documentos, al igual que hizo durante la consulta pública de la primera fase del PGRI, la evaluación preliminar del riesgo de inundación (E.P.R.I. 2º ciclo), en la que el Organismo de cuenca estimó todas las alegaciones presentadas por esta Asociación.

Así, por ejemplo, la Confederación asumió nuestro criterio sobre la exigencia de hacer un estudio de análisis coste-beneficio en las políticas de puesta en marcha de llanuras de inundación al objeto de evitar grandes daños económicos sociales sobre las explotaciones agrícolas y ganaderas. Y es que en zonas sin valor económico, eliminar los diques de contención y dejar que el río se inunde de forma natural puede tener sentido, pero en zonas con afección agrícola es necesario estudiar bien la cuestión y actuar con fundamento para evitar la destrucción de economía y empleo e el medio rural.